El peso de mi corazón

El peso de mi corazón
a cada latido, solitario reloj
rompiendo mis venas.
Dejad que el trueno de la vida
repique, y como ola de mar
en tic tac me marque la hora
abriendo como relámpago,
así sin más, mi cuerpo elaborado
de espuma y olor a sal,
que es donde habitan, manchadas
de sombras, las manecillas acusadoras
del paso del tiempo;
ese dolor que acusa sin tregua,
sin decirme nada,
vacío, tomándome de la mano,
quebrado ante la muerte que no
responde a su llamada.
Adiós le digo, adonde yo voy
no hay tiempo, tan solo la nada,
y el peso de mi corazón a cada latido,
como un solitario reloj rompiendo mis venas.

©Gallego Rey

Anuncios

1 comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s