Yo estaba muerto

sonar-con-muerte-02

 

 

 

 

 

 

Yo estaba muerto
con los ojos hacia arriba
tumbado sobre una teología
inconmensurable,
y vi al hombre a quien amaba
en su sombra encorvado, viejo,
desolado resto de la demencia,
y vino a mí en el eco de su memoria
como una advertencia:
ante el altar de la soledad
todo hombre es nada
manchando el infinito.

Gallego Rey. Derechos Reservados

Anuncios

5 Comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s