Opinad. Opinad de todo

“…Si usted no tiene una opinión sobre todo lo que se convierte en debate público, usted no existe. Y no me refiero a tener una opinión y guardársela para sí, que eso es arrogancia. Tener opinión y expresarla es lo correcto, lo que le homologará como a un igual . No tenga usted miedo a opinar sobre el tema más complejo del que no había oído hablar en su vida, ni de acalorarse, por ejemplo, en medio de una discusión sobre la conveniencia de no permitir que las gallinas eviten en la parvada a algunos gallos específicos para no aparearse con estos, o si no hay que consentirles tal discriminación en aras de la igualdad de oportunidades. Da igual: usted acalórese y opine, si es necesario rayano la violencia verbal e insultando a quienes opinen distinto a usted. Un eres tonto, o no has leído un libro en tu puta vida, o una buena apelación al componente ideológico de quien te lleve la contraria —generalmente deducida por ese don que se adquiere al ser ungidos como miembros de esta nueva religión—, como rojo o facha de mierda se considera distintivo de erudición y conocimiento específico del asunto que se trata…”

Leer el artículo completo AQUÍ

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s